Categorías
Poemas

Vivamos como escogidos de Dios

Anuncio

Vivamos como escogidos de Dios – Alegoría Cristiana

(Alegoría por Arcadio Vega)

De una lejana provincia salió un hombre con su familia para ver al rey de su país. Otros lo habían intentado antes pero habían fracasado porque la distancia era muchísima y tenían que viajar en verano y en invierno para llegar poco antes de la navidad.

Ellos habían oído decir cosas muy bonitas del rey: Sus bondades, su palacio y los hermosos jardines que lo rodeaban, en fin todo los motivaba para ir a ver al rey. 

Cuando estaban ya cerca del palacio el rey se enteró de ellos y les envió un guía para que los llevara directamente al Palacio Real. 

Ellos recibieron al guía con mucho agrado, pero después de un tiempo se cansaron de esto porque no tenían privacidad, y siempre les decía que se apuraran porque el rey los esperaba y se hacía tarde. Cansados ya del guía, le pidieron que se fuera pues ellos sabrían cómo llegar. 

El guía se fue pero les dejo el Mapa Marcado con las instrucciones de cómo llegar al palacio, más una Ropa Muy Especial, diciéndoles: Si quieren ver al rey, mantengan la Ropa Limpia. 

Cuando el guía se fue, ellos decidieron divertirse a su gusto, pero su Ropa los delataba por lo que un día la ensuciaron para ser como los demás. 

Un día alguien les preguntó: Si van a ver al rey, ¿por qué no mantienen la ropa limpia como él manda? 

Esto los incomodó mucho, por lo que un día tiraron su Ropa Real a la basura y compraron su propia ropa. 

Ahora nadie sabía que iban a ver al rey porque vestían como los demás. Sin embargo, el Mapa los hacía parecer sospechosos así que lo tiraron a la basura. 

Anuncio

Sin guía ni Mapa, pronto se extraviaron. El guía regresó al Palacio y contó al rey lo sucedido. 

¿Cuán cerca están de aquí? Preguntó el rey. Muy cerca, respondió el guía. Vuelve donde ellos y recuérdales, que jamás me verán sin la Ropa y el Mapa que yo les regalé. 

El guía volvió a ellos y les informó la decisión del rey, pero ellos dijeron: Jamás nos pondremos esa ropa, pues nos ha causado muchísimos problemas. 

El guía regresó al palacio y ellos continuaron como nómadas pues habían perdido el camino. El invierno llegó y la nieve lo cubrió todo haciendo imposible el caminar. 

La Ropa que el rey les había dado tenía la propiedad de mantenerlos abrigados e impedir el congelamiento. Ahora la buscaban desesperadamente pero sin hallarla. 

Hacía varios días que habían despreciado la ayuda del rey, y finalmente, cuando debían estar entrando en el Palacio Real, morían congelados a muy poca distancia del mismo, por rechazar al guía y no seguir las instrucciones dadas por el rey.

Vivamos como escogidos de Dios
Imagen de la alegoría: Vivamos como escogidos de Dios

Agradecemos a Arcadio Vega, quien desinteresadamente y con gran amor por Cristo, nos ha permitido publicar sus poemas y demás escritos sin esperar nada a cambio. ¡Dios te bendiga grandemente Arcadio!

Arcadio nos dice:

NOTA: Cuando comenzamos a buscar a Dios, también nosotros salimos para ver al Rey. Como a ellos, se nos dio un Guía, (El Espíritu Santo – Juan 14:16). Se nos dio un Mapa, (la Biblia – Salmo 119:105). También se nos dio instrucciones de la ropa que debemos usar (Efesios 4.23-24; 6:11-18). 

Anuncio

Como ellos, algunos nos cansamos del Guía y lo corrimos porque éste nos decía: Daos prisa que este no es vuestro lugar y el Rey nos espera.  

Como a ellos, también a algunos de nosotros el Mapa llegó a cansarnos y lo tiramos porque no creíamos necesitarlo ya. 

El vestuario que el Rey nos proveyó pronto nos resultó apático, por lo que lo tiramos y compramos ropa a nuestro gusto, aunque manchada con envidias, celos, odios, rencores, resentimientos y amargura. 

Pero a nosotros nos pareció muy bien la compra y decimos: Ésta sí que está bonita. Pero ese vestuario no agrada a Dios y por eso nos dice: Vestíos como escogidos de Dios. Colosenses 3:12. 

Amados hermanos, ya estamos cerca del Palacio Celestial, pero con nuestro vestuario jamás veremos al Rey, porque sin santidad nadie verá al Señor. Hebreos 12:14. 

Aceptemos, pues, la ropa que Dios provee. Hemos viajado mucho para ver al Rey, no nos quedemos varados en el camino como la familia de nuestro relato. 

Marchemos pues, adelante que el Rey nos espera. Vivamos, hablemos y actuemos como escogidos de Dios. 

Tal vez en el 2020 actuamos como la familia de nuestro relato, os ruego hermanos que en el 2021 pongamos todo empeño y esfuerzo para encontrarnos con nuestro Rey Celestial, pues él nos está esperando. 

Que haya una GRAN diferencia entre el mundo y nosotros, de tal manera que Dios sea glorificado a través de nuestras vidas. VIVAMOS PUES COMO ESCOGIDOS DE DIOS. AMEN. 

Sin lugar a duda el año  2020  ha sorprendido a toda la humanidad y aun comenzando este año 2021 seguimos conviviendo con este virus que a tantas personas sigue afectando.

Anuncio

Prestando atención a esta alegoría que nos deja Arcadio, llegamos a enfocarnos y a pensar en nuestra salvación por medio de nuestro Señor Jesucristo, quien nos salvó de las consecuencias de nuestros pecados y nos espera en su Patria Celestial…

Como leemos en Juan 14:2: En la casa de Mi Padre hay muchas moradas; si no fuera así, se lo hubiera dicho; porque voy a preparar un lugar para ustedes. 

Por eso mientras estemos en esta tierra vivamos como escogidos de Dios, alistados con las armas espirituales para poder resistir ante cualquier dificultad; recordando las palabras de Jesús cuando decía:

 En el mundo tienen tribulación; pero confíen, Yo he vencido al mundo. Juan 16:33


Te agradecemos mucho por haber visitado Gracia y Vida. Esperamos que hayas disfrutado de este poema, y que puedas meditar en todo lo leído. Si fue así, te dejamos el siguiente enlace para que puedas acceder a más poemas cristianos.

¡¡Dios te bendiga mucho!!

Notas

  • Todas las Citas Bíblicas fueron tomadas con permiso de la Nueva Biblia de las Américas (NBLA) © 2005 by The Lockman Foundation.

La imagen de portada corresponde a un trabajo de Gracia y Vida, a partir de la imagen original de Stux, la cual se halla en Pixabay

Vivamos como escogidos de Dios

Comparte con quien quieras

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio