Santiago 1-9-11 – Nuestra posición en Cristo

Anuncio

Santiago 1-9-11 – Nuestra posición en Cristo – Estudio Bíblico Devocional

Introducción

Este es un pequeño paréntesis en el que Santiago introduce el tema de la desigualdad social.

Evidentemente habían quienes sufrían mucho por escasez, así que al parecer, su pastor (Santiago) quiere consolarlos aquí.

Este tema muy posiblemente se coló por su mente mientras estaba tratando el otro, de modo que lo abordó intempestivamente pero sin terminar con él, para volver a tomarlo más tarde en otro capítulo.

Santiago aquí, pone al tanto de su condición eterna a sus lectores más humildes. Una condición que va más allá de lo temporal y que debe tenerse en cuenta a pesar del aquí y ahora.

Por otro lado, advierte a los adinerados, llamándoles a darse cuenta de que las riquezas son solo temporales.

Al terminar este paréntesis, Santiago retomará el tema de la prueba para contarnos lo que Dios nos tiene preparado, si es que nos mantenemos firmes en medio de la misma, la corona de la vida.

Pero antes de comenzar con el estudio nos gustaría presntarte, en unas pocas palabras, nuestro comentario sobre este libro:

Comentario bíblico de gracia y Vida

La presente es una porción del Comentario Bíblico sobre la epístola de Santiago, publicado por Gracia y Vida. El mismo pretende ayudar a los lectores en la interpretación y en la aplicación de las escrituras a sus vidas; teniendo además como objetivo que la lectura sea fluida y de fácil interpretación.

Con dicho objetivo en mente, y a fin de entender los distintos versículos de la manera más apropiada, nos ayudaremos con un análisis del contexto histórico y también con las herramientas hermenéuticas necesarias para llegar a una correcta interpretación; pero todo esto sin entrar en largas discusiones, ni en detalles demasiado técnicos.

Sin más, y primero que cualquier otra cosa, le invitamos a leer atentamente el texto y orar para que el Señor lo llene de su sabiduría, sin lugar a dudas será Él la gran fuente de toda comprensión y entendimiento. Hecho ésto, ahora sí comencemos con el estudio de los textos que nos convocan, leamos:

Anuncio

Texto Bíblico: Santiago 1-9-11

9 Pero que el hermano de condición humilde se gloríe en su alta posición, 10 y el rico en su humillación, pues él pasará como la flor de la hierba. 11 Porque el sol sale con calor abrasador y seca la hierba, y su flor se cae y la hermosura de su apariencia perece; así también se marchitará el rico en medio de sus empresas.

Santiago 1-9-11 – LBLA

Santiago 1-9-11 – Nuestra posición en Cristo – Estudio Bíblico Devocional

Contexto

Santiago hablará de la pobreza y de la riqueza en distintas oportunidades, ya que la iglesia abrazaba tanto a ricos como a pobres.

El autor trata la división de clases en 2.1-13 y en 5:1-6. Para recordar el contexto histórico, si gusta, puede leerlo en la introducción al libro. Análisis del libro de Santiago

Leyéndola veremos por qué muchos hermanos debieron dejar sus lugares de residencia, empleos y mucho más por cuestión de su fe.

Estos hermanos estaban desanimados, pasando por carencias, mientras los más adinerados los explotaban aprovechándose de la condición de aquellos, reteniendo sus salarios (Santiago 5:4).

Y no solo esto sino que los menospreciaban, oprimían y llevaban a la fuerza a los tribunales (Santiago 2:4-6).

Cuán diferente era esta situación en contraste con la narrada en Hechos 4:32-35, donde los hermanos vendían todo lo que tenían y lo ponían a disposición de los apóstoles, teniéndolo todo en común.

Lo peor es que posiblemente muchos de los receptores de esta carta pudieran haber sido  protagonistas de esta primera etapa de la iglesia. (El contenido de este párrafo es solo una deducción del autor de este comentario, a la luz de su estudio del contexto histórico).

Muchos de los receptores de esta carta todavía no podían vislumbrar la iglesia como un cuerpo, donde quien pretendiera ser el mayor, debía humillarse ante los demás Mateo 18:1-6.

Anuncio
Santiago 1-9-11 - Nuestra posición en Cristo
Aunque pobres, ricos en Cristo

Al ver lo que aquí pasaba, entendemos que el dinero y la posición social condicionaban las relaciones en la misma Iglesia. Eso ni podía pasar en aquellos días, ni debería tampoco en los nuestros.

Esto es lo que motivó a Santiago a escribir este paréntesis interrumpiendo el hilo de su ponencia respecto de las pruebas.

Santiago 1-9-11 – Nuestra posición en Cristo – Estudio Bíblico Devocional

La iglesia según las cartas apostólicas

Lamentablemente estos hermanos no tenían consigo las cartas de Pablo ni de Pedro para ayudarles a entender en qué consistía la Iglesia. Estas llegarían unos cuantos años más tarde a la vida de la Iglesia.

Recordemos que la epístola de Santiago es, sino el primer libro del Nuevo Testamento, uno de los más tempranos en escribirse. (Se deduce que fue escrito para el año 45 d. C., muy poco tiempo después de la ascención de nuestro Señor Jesucristo).

Estas otras cartas, entre otras cosas, hablan del conjunto de los hermanos como el edificio formado por piedras vivas (1 Pedro 2.5), el cual en su conjunto constituye la iglesia de Cristo (Efesios 4:15-16; 5:29-30; 1 Corintios 12.27; Romanos 12.4-5).

Un solo cuerpo (Colosenses 3.15), que cimentado en amor se va fortaleciendo y creciendo (Efesios 3.17), teniendo al amor como vínculo perfecto (Colosenses 3.14).

Veamos un ejemplo de esto:

24 Porque los que en nosotros son más decorosos, no tienen necesidad; pero Dios ordenó el cuerpo, dando más abundante honor al que le faltaba,

25 para que no haya desavenencia en el cuerpo, sino que los miembros todos se preocupen los unos por los otros.

26 De manera que si un miembro padece, todos los miembros se duelen con él, y si un miembro recibe honra, todos los miembros con él se gozan.

27 Vosotros, pues, sois el cuerpo de Cristo, y miembros cada uno en particular.

1 Corintios 12.24-27 – RVR1960

 

Nuestra posición en Cristo

El escritor les llama aquí a considerar que hay una realidad mayor que el dinero, una realidad eterna y permanente. Realidad que también veía Pablo, leamos:

Ya que han resucitado con Cristo, busquen las cosas de arriba, donde está Cristo sentado a la derecha de Dios. Concentren su atención en las cosas de arriba, no en las de la tierra, pues ustedes han muerto y su vida está escondida con Cristo en Dios. Cuando Cristo, que es la vida de ustedes, se manifieste, entonces también ustedes serán manifestados con él en gloria.

Colosenses 1:1-4 – NVI

Santiago les muestra una verdad que todos debemos tener en cuenta. Nuestra posición en Cristo.

Anuncio

Nosotros somos coherederos con Cristo (Romanos 8:17), hijos del Rey (2 Samuel 7:4; 1 Crónicas 17:13; Romanos 8:16; Mateo 5:9), estamos sentados con Cristo en los lugares celestiales (Efesios 2:6), reinaremos con Él (Mateo 19:28; Lucas 22:29; Romanos 5:17; 2 Timoteo 2:12).

Hay muchas más cosas a tener en cuenta en cuanto a nuestra posición en Cristo, tantas  que no podemos tratarlas todas aquí, pero todas son reales para nosotros hoy.

A esto apunta Santiago al escribirles a sus lectores este tema.
Santiago 1-9-11 - Nuestra posición en Cristo
Mejor es confiar en Dios

Obviamente también esperaba que los ricos revean su posición y la corrijan, para que los pobres no sufran tanto, y que ellos luego no sean condenados.

Santiago 1-9-11 – Nuestra posición en Cristo – Estudio Bíblico Devocional

La realidad de sus receptores

Ahora, el conocimiento de que los ricos no obraban correctamente, no les quitaría el dolo a los pobres, no llenaría sus bolsillos y ni colmaría sus alacenas. Esto es más que obvio, por eso el autor de la epístola también trata con el otro extremo, es decir, con los empleadores ricos.

Esta es una prueba fehaciente de que el evangelio intenta ordenar la sociedad en su conjunto a partir del corazón de sus miembros. Es una pena que muchos de los que nos llamamos cristianos no logremos vivir dentro del ideal de Cristo.

Santiago les pide humildad, les dice que sus riquezas son momentáneas, que se esfuman como la hierba delicada al salir Sol del desierto.

El kausón, era un viento abrasador que provenía desde el desierto y soplaba sobre Palestina, era tan fuerte y caluroso que la vegetación se arruinaba cuando este soplaba sobre la región.

Las riquezas de los poderosos se asemejan a esta hierba en el sentido de su vulnerabilidad. Entonces: ¿Cómo depositar en ellas la confianza?

Este no es el único lugar donde se compara al hombre, su gloria y sus riquezas con la hierba del campo, la cual se echa a perder, confróntese con Isaías 40.6; salmos 90.5-6 y 1 Pedro 1.24.

Ejemplo y enseñanzas de Jesús

Mas bien, si en algo habían de confiar, debía ser en su posición en Cristo y por tanto debían seguir el ejemplo de humildad, y las enseñanzas que les había dejado el Señor Jesucristo. (Véase por ejemplo, Mateo 23.12; Lucas 14.11; 18.14; entre otros muchos textos con esta misma enseñanza).

Debían humillarse a sí mismos y no oponerse ni desestimar la parte del aprendizaje que le correspondía sobre este tema.

Debían entender qué era lo importante. Lo contrario los llevaría a llorar y a aullar por la condenación que les llegaría de parte del Señor, ya veremos más sobre esto en (Santiago 5:1).

Por ahora, leamos lo :

Porque los que viven conforme a la carne, ponen la mente en las cosas de la carne, pero los que viven conforme al Espíritu, en las cosas del Espíritu. Porque la mente puesta en la carne es muerte, pero la mente puesta en el Espíritu es vida y paz; ya que la mente puesta en la carne es enemiga de Dios, porque no se sujeta a la ley de Dios, pues ni siquiera puede hacerlo, y los que están en la carne no pueden agradar a Dios.

Romanos 8:5-8 – LBLA

Santiago 1-9-11 – Nuestra posición en Cristo – Estudio Bíblico Devocional

Anuncio

Dónde pondremos nuestra confianza

Por otro lado, nunca debemos olvidar que: “Dios exalta a los humildes y humilla a los ricos” (ver: Salmos 147.6; proverbios 3.34; Lucas 1.52; 2 Corintios 7.6; Santiago 4.6; 1 Pedro 5.5)

Lo que debían responderse los ricos y poderosos era: ¿Qué es lo importante?

Santiago 1-9-11 - Nuestra posición en Cristo
La verdadera riqueza está en Cristo

Tanto para ellos como para nosotros, lo importante es lo duradero, lo que no se esfuma. En eso debían poner su mirada, su atención, sus esfuerzos y más que nada su corazón.

Santiago 1-9-11 – Nuestra posición en Cristo – Estudio Bíblico Devocional

Esta es la esencia del mensaje de Santiago en este breve paréntesis.

Así que, sin importar cuánto tengas, lo importante es lo eterno.

Si los poderosos pudieran entender este mensaje no habría tanta desigualdad social, tanto sufrimiento y carencia en nuestro mundo, y mucho menos, tanta y tan grosera acumulación de capital en manos de unos pocos.

Qué deberían hacer los pobres en su condición

Aquí estaría bien volver a los versículos anteriores en Santiago y encontrar que debemos buscar sabiduría de parte de Dios y depositar la confianza solo en Él. Este es el punto de unión entre el tema precedente y el actual.

Nuestro Dios nunca dejará a sus hijos. Siempre estará presente, jamás los abandonará.

Sin importar lo que debamos pasar, tengamos la mirada puesta en la meta, y así como Pablo, lleguemos al pensamiento expresado en Romanos 8:18

Pues considero que los sufrimientos de este tiempo presente no son dignos de ser comparados con la gloria que nos ha de ser revelada.

Romanos 8:18 – LBLA

Sepamos que somos llamados a confiar con paciencia, sabiendo que Él obrará en nuestras vidas (Santiago 5:7-8).

Esto, no es algo que solamente salga de distintos versículos de la Biblia. También sale de la experiencia de cada cristiano que se atrevió a confiar, a esperar en Dios.

Todos los que lo hemos hecho vimos el poder y el amor de nuestro Dios en nuestras vidas.

Vimos como nos ha cuidado y sostenido, vimos y fuimos testigos de milagros de su parte a favor nuestro y de nuestros hermanos.

Dios nunca abandona a quien en Él confía.

Acércate a Él, háblale en oración, entrégate en sus manos y aguarda con fe.

¡Él hará!

¿Lo crees?

Espero que sí, ya que de ser así, pronto podrás verlo en tu vida.

Dios te bendiga mucho, consuele, sustente y provea de todo lo necesario. En el nombre de Jesús, amén.


Santiago 1:9-11 – Nuestra posición en Cristo


Índice

1:5-8 Oración por sabiduría             1:12 La corona de la Vida


Nota:

Todas las Citas Bíblicas identificadas con LBLA fueron tomadas con permiso de LBLA – http://www.lbla.com

Las identificadas como NVI, fueron tomadas de:

Escritura de la Santa Biblia, NEW INTERNATIONAL VERSION®, NIV® Copyright © 1973, 1978, 1984, 2011 por Biblica, Inc.® Usado con permiso. Todos los derechos reservados en todo el mundo.

Las identificadas como RVR1960, fueron tomadas de:

la versión Reina-Valera © 1960 Sociedades Bíblicas en América Latina; © renovado 1988 Sociedades Bíblicas Unidas. Utilizado con permiso.


Santiago 1-9-11 – Nuestra posición en Cristo – Estudio Bíblico Devocional

Comparte con quien quieras

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio