Evangelio de Juan 1.29-34 – Estudio para grupos

Anuncio

Evangelio de Juan 1.29-34 – Estudio para grupos

Éste es un estudio bíblico del evangelio de Juan, que tiene por objetivo brindar una herramienta útil a los maestros de la Biblia o a quien quiera estudiar e interpretar el texto.

En el mismo encontraremos el texto bíblico; un bosquejo del estudio, que nos ayudará a explicar y a compartir el texto; y las distintas referencias bíblicas complementarias, las cuales son necesarias para abordar la enseñanza.

El presente estudio se complementa con el Comentario Bíblico devocional de Juan 1.29-34; también te dejamos el índice del capítulo 1 del Estudio Exegético Devocional de Gracia y Vida. Allí encontrarás la explicación que necesitas para comprender bien el texto y, para enseñar con el conocimiento necesario.

Alcance

Este estudio está pensado para grupos de estudio de la Biblia de jóvenes y/o adultos.

El Texto

29 Al día siguiente vio a Jesús que venía hacia él, y dijo: He ahí el Cordero de Dios que quita el pecado del mundo. 30 Este es aquel de quien yo dije: “Después de mí viene un hombre que es antes de mí porque era primero que yo.”

31 Y yo no le conocía, pero para que Él fuera manifestado a Israel, por esto yo vine bautizando en agua.

32 Juan dio también testimonio, diciendo: He visto al Espíritu que descendía del cielo como paloma, y se posó sobre Él. 33 Y yo no le conocí, pero el que me envió a bautizar en agua me dijo: “Aquel sobre quien veas al Espíritu descender y posarse sobre El, éste es el que bautiza en el Espíritu Santo.” 34 Y yo le he visto y he dado testimonio de que éste es el Hijo de Dios.


Juan 1:29‭-‬34 LBLA

Evangelio de Juan 1.29-34 – Estudio para grupos

Bosquejo

  • Al siguiente día (v 29)
    • Juan relata lo que sucedió en distintos días. (Continuar leyendo el texto para ver que va contando la historia día tras día; esto es algo que solo este evangelio contiene)
  • vio a Jesús que venía hacia él: Probablemente viniera del Desierto. (Tener en cuenta y explicar que Juan no cuenta ni el relato del bautismo ni el de la tentación; da por sabidos tales eventos por parte de los receptores de su evangelio. Ver el análisis del contexto del evangelio de Juan.)
  • El cordero de Dios que quita el pecado del mundo
    • El cordero era un animal que se sacrificaba por los pecados; ver que en la ley de Moisés, los animales eran sacrificados para que las personas llegaran a ser perdonadas por sus pecados. (Ver por ejemplo, los capítulos 4 y 5 de Levítico – Dejamos también a tu disposición el cuadro comparativo que muestra el contraste entre los sacrificios del Antiguo y de Nuevo Testamento)
    • El resultado de su muerte sería la limpieza espiritual (Hebreos 9.14, 28).
    • Cristo se encarnó con ese propósito: Limpiarnos de pecado para que podamos acceder libremente a Dios con una relación filial con él (Padre e hijos); y una vida eterna (Ver Juan 1.12; 3.16, etc.).
    • Su muerte basta para lavar a todo el mundo, pero solo quienes se arrepienten son lavados por su sangre (1 Juan 1.9).
  • Este es aquel de quien yo dije (v 30)
    • Juan ya había predicado muchas veces sobre el Cristo, y lo seguiría haciendo. Ése era su ministerio y también es el nuestro.
  • Después de mí viene un hombre que es antes de mí porque era primero que yo. La preexistencia de Jesús se ve en los primeros versículos del capítulo 1 (Ver: https://graciayvida.com/juan-1-1-el-verbo-de-dios/).
  • Y yo no le conocía (v 31).
    • Juan no sabía quién sería el Cristo, sin embargo eran parientes con Jesús (Lucas 1.36); por esto en el v33 aclara que fue Dios mismo quien se lo reveló.
  • Para que Él fuera manifestado a Israel, por esto yo vine bautizando en agua. Éste era el ministerio de Juan. Él tenía bien claro qué debía hacer y lo hacía. Dios le había encomendado una tarea y el la cumplía tal cual Dios le había pedido. Quiera el Señor ayudarnos para que también nosotros podamos decir lo mismo de nuestra respuesta a su llamado.
  • Juan dio también testimonio (V 32):
    • He visto al Espíritu que descendía del cielo como paloma.
      • El Espíritu descendió del cielo en forma visible con el objetivo de señalar, no solo a Juan sino a todos nosotros, que Jesús era el Hijo amado de Dios.
      • No era para nada común que alguien tuviera el Espíritu Santo en sí. En el Antiguo Testamento lo normal era que alguien lo tuviera solo de momentos, para cumplir una cierta tarea; pero en Jesús se posó como una señal a Juan y al mundo de que una nueva relación con el Espíritu sería posible
      • La paloma era un símbolo de la presencia del Espíritu de Dios (Los rabinos decían que en Génesis 1.2 el Espíritu volaba como una paloma sobre la faz de las aguas).
  • Y yo no le conocí, pero el que me envió a bautizar en agua me dijo (v 33):
    • Dios habló directamente con Juan como lo había hecho con todos los demás profetas. (Hacían más de 400 años que no había profeta en Israel; pero Juan fue el mayor de ellos porque tuvo el privilegio de preparar el camino del Señor. Leer Lucas 7.28).
    • El mensaje de Dios:
      • “Aquel sobre quien veas al Espíritu descender y posarse sobre Él, éste es el que bautiza en el Espíritu Santo.”
        • Significado de la palabra Bautismo (sumergir totalmente).
        • Implicancia para los creyentes (explayarse).
        • Diferencia entre Bautismo del Espíritu y el de Agua (Importante aclarar conceptos).
  • Y yo le he visto y he dado testimonio de que éste es el Hijo de Dios (v 34).
    • Ver el testimonio del mismo Dios en Lucas 3.22: “y el Espíritu Santo descendió sobre la forma corporal, como una paloma, y ​​vino una voz del cielo, que decía : Tú eres mi hijo amado, en ti me complacido.
    • Éste mismo testimonio es el que pretende contar también Juan (el apóstol), Ver Juan 20.30-31.
    • Ver qué entiende Juan (el apóstol) por hijo de Dios en: Juan 1:1, 18; 3:16–18; 17:5; 19:7;20:31
    • Juan el bautista pone aquí su sello: “Yo digo que Él es el Hijo de Dios”. No se acobardó, no tuvo reparo en indicar que otro era más importante que él, no se desvió de la tarea que se le había encomendado. ¡Cuán grande ejemplo para nosotros!

Aquí terminamos con este estudio, esperamos que sea de bendición para ti y para tu grupo. Cualquier duda o sugerencia, no dudes en escribirnos.

Links

Te dejamos otros estudio para grupos:

Y también el Índice de estudios y presentación del Evangelio de Juan. Allí encontrarás un análisis de los textos bíblicos, los cuales te ayudarán a estar mejor preparada/o para brindar estos estudios.

Nota:

Todas las Citas Bíblicas fueron tomadas con permiso de LBLA – http://www.lbla.com

Evangelio de Juan 1.29-34 – Estudio para grupos

Anuncio
Comparte con quien quieras

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio