Categorías
Comentarios Devocionales de la Biblia Devocionales Diarios Reflexiones sobre la vida Cristiana

Cristo Jesús Resucitó

¡Muy bienvenidos a Gracia y Vida!

La presente es una breve reflexión basada en el texto bíblico de Marcos 16.6.

Así como Cristo ha resucitado, así también nos ha prometido que nosotros tenemos vida eterna al creer en Él. ¿En quién has puesto tu esperanza? ¿En quién o en qué confías?

¡Te invitamos a leer el devocional y a pensar juntos en este tema!

Comparte con quien quieras
Anuncio

Marcos 16.6

Pero él les dijo: «No se asusten; ustedes buscan a Jesús el Nazareno, el que fue crucificado. Ha resucitado, no está aquí; miren el lugar donde lo pusieron. 

Contexto bíblico: Marcos 16.1-7

1 Pasado el día de reposo, María Magdalena, María, la madre de Jacobo, y Salomé, compraron especias aromáticas para ir a ungir el cuerpo de Jesús. 2 Muy de mañana, el primer día de la semana, llegaron al sepulcro cuando el sol ya había salido. 

3 Y se decían unas a otras: «¿Quién nos removerá la piedra de la entrada del sepulcro?». 4 Cuando levantaron los ojos, vieron que la piedra, aunque era sumamente grande, había sido removida.

5 Entrando en el sepulcro, vieron a un joven sentado al lado derecho, vestido con ropaje blanco; y ellas se asustaron. 6 Pero él les dijo: «No se asusten; ustedes buscan a Jesús el Nazareno, el que fue crucificado. Ha resucitado, no está aquí; miren el lugar donde lo pusieron. 

7 Pero vayan, digan a Sus discípulos y a Pedro: “Él va delante de ustedes a Galilea; allí lo verán, tal como les dijo”». 8 Y saliendo ellas, huyeron del sepulcro, porque un gran temblor y espanto se había apoderado de ellas; y no dijeron nada a nadie porque tenían miedo.

Reflexión Bíblica – Meditación Cristiana – Devocional Diario

Así como Jesús resucitó, así mismo lo haremos nosotros. Esa es nuestra esperanza, esa es nuestra fe.

El apóstol San Pablo dijo:

13 Pero no queremos, hermanos, que ignoren acerca de los que duermen, para que no se entristezcan como lo hacen los demás que no tienen esperanza.

14 Porque si creemos que Jesús murió y resucitó, así también Dios traerá con Él a los que durmieron en Jesús.

15 Por lo cual les decimos esto por la palabra del Señor: que nosotros los que estemos vivos y que permanezcamos hasta la venida del Señor, no precederemos a los que durmieron.

16 Pues el Señor mismo descenderá del cielo con voz de mando, con voz de arcángel y con la trompeta de Dios, y los muertos en Cristo se levantarán primero.

17 Entonces nosotros, los que estemos vivos y que permanezcamos, seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes al encuentro del Señor en el aire, y así estaremos con el Señor siempre.

18 Por tanto, confórtense unos a otros con estas palabras. (1 Tesalonicenses 4.13-18)

¡Cómo no estar agradecidos! ¡Cómo no tener fe!

¡El Señor en persona vendrá a buscarnos! ¡Gloria sea al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo! Amén.

Y si tú hasta ahora estabas triste, si buscabas a Dios y no sabías cómo encontrarlo, o si simplemente no sabías cuál era tu destino final, todos los que hemos creído queremos decirte que:

¡En Jesús hay esperanza de Vida Eterna!

Anuncio

Una esperanza que también tú puedes tener.

Si la quieres, haz ahora está oración (léela primero, y si estás de acuerdo, si en verdad tienes fe, te invitamos a hacerla):

Padre Santo te suplico me perdones por todos mis pecados. Acepto a Jesús como mí Señor y Salvador. Te entrego mi vida hoy. Oro en el nombre de Cristo Jesús, amén.

Si has hecho está oración con fe, si le has entregado a Dios tu vida, entonces, nuestra esperanza también es tuya. Debes saber que:

“Tu nombre está escrito en el Libro de la Vida y Jesucristo vendrá por ti para darte una vida eterna en Su presencia”.

Si lo has hecho, escribe debajo e intentaremos guiarte a una iglesia en la que puedan ayudarte a vivir una nueva vida de fe. ¿Te gustaría?

¡Dios te bendiga mucho!

Oración

Padre amoroso y misericordioso, gracias te doy por esta esperanza tan grande que me has regalado.

Gracias por el sacrificio de Jesús y por su obra en la cruz. Gracias porque también pensabas en mí a la hora de llevar a cabo tu plan de salvación.

Me entrego hoy a ti, quiero servirte y adorarte con mi vida. Me pongo en tus manos y oro en agradecimiento y entrega, en el nombre de mi señor Jesús, amén.

Anuncio
Cristo Jesús Resucitó
Cristo Jesús Resucitó – Marcos 16.6

Links

Te invitamos a continuar leyendo más reflexiones cortas a través de los siguientes links:

Devocionales Diarios

Devocional diario: El ministerio de Jesús

Devocionales basados en el evangelio de Marcos

Si gustas escribirnos, no lo dudes, puedes hacerlo a través de la caja de comentarios. Estamos a tu disposición hasta donde nos sea posible, esperamos poder ser útiles para tu vida espiritual. ¡Dios te bendiga en todo!

Notas

  • Las citas bíblicas fueron tomadas con permiso de la Nueva Biblia de las Américas (NBLA) © 2005 by The Lockman Foundation.
  • La imagen de portada es un trabajo de Gracia y Vida utilizando las imágenes originales de Pixabay.

Cristo Jesús Resucitó – Marcos 16.6

Comparte con quien quieras

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Anuncio
Anuncio